Llámanos: 670479182 | Escríbenos

¿La adicción se cura?

By 18 diciembre, 2020Adicción

Hoy nos gustaría dar respuesta a si la adicción se cura. En lugar de ahondar en la forma de vencer a una dependencia, algo que ya hicimos en otro de nuestros artículos, quisiéramos analizar hasta qué punto puede superarse por completo.

En primer lugar, hay que dejar claro que una adicción del tipo que sea no es lo mismo que un resfriado o un dolor de cabeza. Aquí, la recuperación de la persona es completa y las llamadas secuelas apenas se perciben. Respecto a las adicciones, nos referimos más bien a un tipo de vínculo problemático y dañino con un objeto adictivo. Este genera una serie de consecuencias negativas, y se da por superado cuando la persona no necesita dicho objeto para continuar con su vida. Pero hay matices.

¿Cómo reconocer la adicción?

Entonces… ¿En qué momento estoy curado?

La cuestión no es tan sencilla. Si tomamos como ejemplo una dependencia a alguna droga, quizá estemos de acuerdo en que una persona acaba superándola cuando deja de consumirla para siempre. Aquí estamos hablando de blanco o negro y resulta relativamente sencillo definir si se ha logrado.

Por otra parte, si nos referimos a algún tipo de adicción sin sustancia, como por ejemplo al trabajo o al sexo, no podemos usar la misma definición. La persona adicta, aunque la supere, ha de seguir luchando para subsistir y teniendo sexo como parte de su relación de pareja o de su vida. Por lo tanto, en este caso no hablamos de blanco o negro, sino más bien de una amplia gama de grises. La persona habrá vencido la adicción cuando su relación con el objeto adictivo deje de ser problemática, llegando a normalizarse.

Por tanto, con la cautela que el tema requiere, podríamos decir que la adicción se cura cuando se ha eliminado por completo la relación con el objeto adictivo, siempre que este no sea importante para el desarrollo de su vida. Si lo es, bastaría con que el vínculo se modulase, y se lograra entrar dentro de unos cánones.

¿Y cuánto es lo normal?

Aquí vuelve a aparecer un aspecto que dificulta establecer si la adicción se cura. A veces resulta complicado fijar unos criterios objetivos en cuanto a la normalidad de ciertas conductas (qué cantidad de trabajo o sexo es sana). La mejor forma de orientarnos al respecto tiene que ver con la fijación que esa persona tenga con la conducta en cuestión, y el nivel de afectación en su vida.

Si, por ejemplo, alguien llega a casa todos los días a las doce de la noche porque se ha quedado trabajando en la oficina y a causa de ello apenas se relaciona con su pareja ni con sus hijos, quizá estemos hablando de un problema de adicción.

El síndrome burn out en los profesionales y el desarrollo de las adicciones

En otro ejemplo, alguien podría pasar las tardes en tiendas de ropa comprando cosas y acercándose al día siguiente a descambiarlas, dejando de lado por completo las relaciones sociales.

No es tan importante la cantidad o el tiempo dedicado a la conducta problemática como la influencia de la misma en el resto de aspectos valiosos para la persona. Por eso, en cualquier tratamiento de una dependencia, resulta tan importante el trabajo en la clarificación de los valores.

¿La adicción se cura?

La mejor forma de responder a esta pregunta es con un “sí, pero…”. Es obvio que una persona puede superar una adicción y volver a rehacer su vida. Alguien ha podido pasar años enganchado a la cocaína y lograr abandonar el consumo y cuidar el resto de aspectos valiosos de su existencia.

El “pero” viene de la importancia de mantener el trabajo realizado. Alguien que ha estado tan en contacto con la realidad de una adicción puede caer en la tentación de volver a consumir o ser más propenso a hacerlo que alguien que nunca lo haya sufrido. En palabras de muchos dependientes “se es adicto toda la vida”.

Con esto quieren recalcar la importancia de estar alerta ante esta posibilidad, así como de mantener a raya los detonantes de su personalidad o de su vida que pudieran hacerle recaer.

En resumidas cuentas, la adicción se cura. Un adicto puede mejorar y relacionarse de forma más sana con aquellos elementos de su día a día que han de estar presentes (comida, sexo, etc.) Lo importante es que el trabajo se mantenga y el nivel de conciencia sea lo bastante elevado para conservar el éxito logrado.

 

 

fromm

Author fromm

More posts by fromm

Leave a Reply

Abrir chat

Te llamamos